SC: 922 28 98 52 / Trinidad: 922 97 44 88 / Majuelos: 822 17 82 26 | info@autoescuelaweyler.es |Síguenos en Facebook->
¿Qué le ocurre a tu coche cuando cambias de octanaje?

¿Qué le ocurre a tu coche cuando cambias de octanaje?

El octanaje es la capacidad antidetonación de un combustible al comprimirse dentro de los cilindros de un motor. Contrario a lo que se pueda pensar, a mayor octanaje no es mayor la potencia del motor. Lo que ocurre es que, a mayor octanaje, más se retrasa el punto en el que se puede prender por el efecto de la compresión. Ahora bien, entrando en materia, los octanajes que más utilizamos son el 95 y el 98. Todos aquellos que hayan repostado alguna vez, sabrán que puedes pedir gasolina Super 95 y Sin Plomo 98. El diésel es otro tema. Para saber si nuestro vehículo está preparado para consumir 95 o 98, encontraremos una pegatina en el tapón de llenado de gasolina. Si ahí no aparece, puedes consultar el manual de instrucciones. De lo que queremos hablar es de por qué no es recomendable utilizar gasolina de 95 octanos en coches fabricados para 98 octanos. Primero, debemos saber que estamos echando al coche una gasolina que resiste, en menor medida, la compresión, y, si esta compresión es muy elevada dentro del motor, la gasolina “explota” antes del momento idóneo, por lo que la explosión se está adelantando al encendido del motor, así como que está reduciendo su rendimiento y esta explosión adelantada puede obligar a bajar el pistón cuando todavía está en fase de subida. Segundo, en un motor de 2 o más cilindros, las fuerzas, al estar tan descompensadas, puede afectar a la durabilidad del motor y a la de todas sus piezas. ¿Cómo notar que no llevamos el octanaje correcto? El coche produce sonidos, y tenemos que interpretarlos...
¿Qué novedades trae la DGT para el 2019?

¿Qué novedades trae la DGT para el 2019?

La DGT (Dirección General de Tráfico), cada año, pone en marcha una serie de normas, ya sean nuevas o que ya están en funcionamiento, pero modificadas a los nuevos tiempos. En ocasiones, circulan muchos rumores sobre cómo serán los nuevos exámenes para acceder a los distintos permisos, pero lo que les recomendamos es que se informen bien antes de la difusión de noticias de dudosa veracidad. Lo cierto es que, en este nuevo año que comienza, el cuadro de velocidad límite variará en las carreteras convencionales, pasando de 100 km/hora a 90 km/hora, para vehículos con una m.m.a. (masa máxima autorizada) inferior a 3.500 kilos. Para camiones, tractocamiones y vehículos con una m.m.a. superior a 3.500 kilos, la velocidad máxima será de 80 kilómetros por hora. Por ejemplo, si vamos con nuestro vehículo turismo particular a una velocidad de 100 km/hora por una carretera convencional o secundaria de doble sentido sin señalizar la separación de los carriles, podría caernos una sanción y la consiguiente pérdida de puntos. El sentido de este cambio es, como siempre, reducir la siniestralidad en las carreteras secundarias o convencionales y lograr un “Objetivo Cero”. Además de este cambio en el cuadro de velocidad, la DGT pondrá en marcha el endurecimiento del permiso de conducir por puntos. El uso del teléfono móvil tendrá una sanción económica asociada y la pérdida automática de 6 puntos, ya sea por usar el navegador, enviar mensajes, hablar, usar una aplicación o cualquier otra funcionalidad. Otra novedad en la que se está haciendo especial hincapié es en la utilización correcta de los elementos de seguridad, como puede ser el cinturón,...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies